Publicidad
Javi Hidráulica

Panorama del arroz es óptimo en Chile, según expertos

28 agosto, 2015

arrozA la Séptima Región llegaron los principales dirigentes del sector y la institucionalidad pública.

José Ramírez, jefe de Indap de San Carlos, quien tiene en su circunscripción la zona arrocera de Ñuble que cubre 4.200 hectáreas entre San Carlos y Ñiquén, señaló que el Encuentro Nacional del Arroz “Innovando para el Desarrollo”, al que asistió una representación de unos 50 ñublensinos, dejó una sensación optimista en los asistentes ya que se juntan un montón de elementos que permiten prospectar una buena temporada para este cultivo desde el punto de vista de los productores.

Según las exposiciones, dijo Ramírez, la menor superficie que se está sembrando en el país, que se traduce en menos oferta, una mayor demanda mundial, un precio internacional bueno y un dólar mejor, confirman un panorama de “condiciones auguriosas para la próxima temporada, a pesar que siempre hay que considerar las limitaciones de agua con que contamos para programar las siembras y salir exitosos”.

Actualmente se cultivan en el país alrededor de 24.000 hectáreas y se producen 140 a 150 mil toneladas de arroz paddy por año. El consumo per cápita bordea los 10 kilos por persona, y con la producción nacional se cubre aproximadamente el 40% de la demanda interna.

El representante de Indap dio a conocer que al menos en lo que toca a Ñuble, la mayor parte de los productores son pequeños, es decir, usuarios de Indap, que en el encuentro estaban representados por los integrantes del Servicio de Asesoría Técnica SAT-Arroz, y que en general están innovando en tecnología para obtener rendimientos que van por sobre los promedios nacionales, que hoy alcanza a 67 quintales por hectárea: “Analizando realidades como que el ganador del Concurso del Arroz de Indap obtuvo 122 quintales por hectárea y que hay productores locales que bordean las 100. Además, con la tecnología adecuada los 400 agricultores que hay en este rubro en Ñuble lograron mejores resultados”.

El  Encuentro Nacional del Arroz “Innovando para el desarrollo”, fue organizado por la Oficina de Estudios y Políticas Agrarias (Odepa), el Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA), el Instituto de Desarrollo Agropecuario (Indap) y la Fundación para la Innovación Agraria (FIA), con el  auspicio de las empresas Tucapel y Carozzi.

La actividad  contó con la presencia de productores de toda la zona productiva y fue inaugurada por la directora de Odepa, Claudia Carbonell, quien explicó que el Ministerio de Agricultura está trabajando en coordinación con la cadena arrocera a través de la Comisión Nacional del Arroz, de las Subcomisiones de Comercialización, Odepa, FIA, y en particular para los temas relacionados con la pequeña agricultura en la Mesa Campesina del Arroz.

“Estas instancias de coordinación han permitido estar en permanente sintonía con las demandas y temas relacionados como, por ejemplo, la implementación de programas de innovación en manejo agronómico, búsqueda y desarrollo de nuevas variedades y fomento productivo”, manifestó la autoridad.

Otra de las autoridades presentes en la actividad fue el director ejecutivo de FIA, el chillanejo Héctor Echeverría, quien enfatizó respecto a la Agenda de Innovación que “lo importante de esta actualización, es poder ver cómo introducimos nuevas variedades, además de tecnologías que apunten a elevar la competitividad del sector, trabajando de forma asociada para mejorar los rendimientos”.

En tanto, Iván Matus, subdirector nacional de Investigación y Desarrollo de INIA-Chillán, destacó la gran convocatoria que superó los 300 productores, lo que “refleja el interés que existe por este rubro”. También resaltó el hecho que exista coincidencia en los temas prioritarios para el sector. En tal sentido, mencionó “los efectos del cambio climático, uso de agua, genética, desarrollo de variedades más precoces, sistemas de mecanización y en especial la transferencia de tecnologías y extensión”.

Desde el punto de vista de la industria arrocera, Eduardo Lagos, gerente general de Empresas Tucapel, valoró “el desarrollo que ha tenido Chile en este rubro, por lo menos desde que llegamos (procedente desde su natal Brasil) al país en 2009. Chile se ha desarrollado mucho en investigación, en tecnologías, prácticas agronómicas y eso se ve reflejado en un producto final de muy buena calidad”.

En representación de los productores, Mario Concha, presidente de Fedearroz y de la Asociación Gremial Unicaven, indicó que “esta actividad es fundamental ya que la información existente se está bajando directamente hacia los productores. Es muy importante ver cómo funciona cada una de las entidades. Por ejemplo, ver el desarrollo de variedades, de tecnologías, la comercialización y el cálculo del precio. Valoro mucho el esfuerzo en la realización de este encuentro destinado a los productores”.

Las ponencias

En el primer panel se abordó la importancia de la coordinación público-privada para la innovación y el desarrollo.
La directora de Odepa realizó una presentación sobre perspectivas y futuro del mercado del arroz, además de referirse a la Comisión Nacional y su importancia. Por su parte, el director de FIA, Héctor Echeverría, expuso sobre la Agenda de Innovación del Arroz, una construcción público-privada.

Mario Paredes de INIA presentó los nuevos enfoques en el desarrollo de variedades para Chile. Carlos Cisternas, asesor de proyectos de Maqsarroz, realizó la presentación sobre los resultados de proyectos de innovación, “Validación de nuevos manejos para siembra directa”. El profesional comentó que el 100% del arroz que se produce en Chile es de variedades creadas por el INIA.

En nuestro país el cultivo del arroz comienza en los años 30’ y se ha transformado en un rubro representativo de las regiones del Maule y parte del Bío Bío.

Actualmente se cultivan en el país alrededor de 24.000 hectáreas y se producen 140 a 150 mil toneladas de arroz paddy por año. El consumo per cápita bordea los 10 kilos por persona, y con la producción nacional se cubre aproximadamente el 40% de la demanda interna.

Fuente: Diario La Discusión


Publicar un nuevo comentario